fbpx

Mira que me harto de repetir que antes de decir que “Esto no es para mí” o “Esto no me lo pongo yo ni loca” hay que cerrar la boca y probar.

Que luego te llevas sorpresas.

Slouchy o pantalón globo

Y 6 meses me ha costado a mi decidirme a probar unos slouchy, o lo que es lo mismo, el pantalón globo de los 80´s que asomó las orejas el verano pasado, se ha convertido en lo más de lo más este otoño/invierno y amenaza con seguir triunfando la próxima temporada.

Y todo por los malos recuerdos que me traía un vaquero de este tipo que tuve hace 25 años.

Claro que entonces ni me conocía como ahora, ni sabía cómo combinarlos para sacarme partido.

Porque la realidad es que el corte de los slouchy es perfecto para las siluetas rectángulo, triángulo invertido, como la mía y en general para cualquier mujer que necesite ensanchar la zona de las caderas para conseguir más armonía entre la parte superior e inferior del cuerpo.

Y paradojas de la vida… también sienta genial si eres de caderas anchas, porque nadie sabrá si la amplitud de esa zona se debe a tu silueta o al pantalón.

Otros dos factores que hacen de los pantalones globos un modelo a considerar son su tremenda comodidad, derivada de su ya mencionada amplitud, y su capacidad para mantener a raya las tripillas más prominentes, son más bien alto de cintura, cuestión que siempre se agradece.

En definitiva, que seas como seas, combinado con acierto, el slouchy te sentará de maravilla.

Motivo necesario, pero no suficiente, para que los incluyas en tu lista de la compra.

Porque ya sabes…

Cómo combinar unos slouchy

Cualquier prenda, además sentarte de maravilla tiene que encajar en tu estilo.

De todas formas, te comento algunos detalles para que cuando te los pruebes los tengas en cuenta. Porque muchas veces lo que hace que digas NO a una prenda no en la prenda en sí, sino cómo la combinas.

1. Siempre con cinturón.

Como pasa con el resto de los pantalones, si tiene trabillas para llevarlo, lo mejor es que las uses. La prenda quedará más ajustada al cuerpo y tu imagen resultará más cuidada.

Recuerda, si no eres muy alta usa uno discreto y del color más parecido posible al pantalón, de esa forma no partirás el cuerpo en dos, lo que hace siempre perder altura y esbeltez.

Si eres alta puedes llevarlo del color que quieras y tan llamativo como te apetezca. Los de hebilla grande, tan de moda, son perfectos para ti.

Looks con slouchy para mujeres bajitas.
Propuestas para mujeres bajas

2. Hasta los tobillos.

Es la altura más favorecedora.

Si eres alta puedes permitirte el lujo de darles una vuelta en el bajo, siempre y cuando queden a la altura del tobillo.

En caso contrario, evita la vuelta.

3. Tops cortos.

Seguro que ahora te explicas porqué las prendas superiores cortas, hasta el ombligo, han invadido las tiendas esta temporada.

De todas formas, por muy estupenda que estés, si la juventud es ya parte de tu pasado, evita enseñar la tripa. Te verás igual de actual y el doble de estilosa con un jersey, camisa o camiseta, metida por dentro del pantalón.

De esa forma marcarás cintura y a pesar del volumen del pantalón, lucirás una silueta más femenina.

4. Cualquier calzado.

Looks con slouchy para mujeres altas.
Propuestas para mujeres altas

Aunque en principio pueda parecer lo contrario, el slouchy queda bien prácticamente con cualquier calzado que deje al aire algo de piel: botines bajo, deportivas, manoletinas, taconazo, mocasines.

Salvo botas de caña alta y botines a media pierna, todo es posible.

Y respecto al tacón, ya ves que también tienes un montón de opciones. Claro está que cuanto más alto sea, más estilizada y vestida te verás.

De todas formas, si no eres muy alta o lo tuyo es el zapato plano, elige uno de puntera ligeramente alargada y en color nude o del mismo tono que el pantalón… lucirás más esbelta.  

5. Sin cortes.

Si tienes las caderas anchas o eres bajita, evita los slouchys con cortes horizontales, bolsillos grandes o adornos que aportan más volumen a una zona conflictiva y restan esbeltez.

En el primer caso, un pantalón en color oscuro hará que la amplitud de la parte inferior del cuerpo se suavice y pase más desapercibida.

En el segundo, apostar por el monocolor a la hora de vestir alargará tu silueta.

Ten en cuenta estos detalles e igual te pasa como a mí y terminas enamorada de los slouchy.

De todas formas, te recomiendo que, si finalmente te decides, no inviertas mucho dinero en unos.

Asegúrate de que te sientan como un guante y encajan 100% en tu estilo, pero algo me dice que no pasaran de mera tendencia que en un par de temporadas volverán a desaparecer.

¿Crees que te animarás a probar con ellos? ¿O acaso los tienes ya en el armario?