Suena el despertador, te levantas, desayunas, te das una ducha, te peinas y maquillas y llega el momento crucial… ¡Tener que vestirte!

Te plantas delante del armario con cara de extasiada o abrumada. Miras pero no ves. Pasan los minutos.

1,2,3… 10 y ahí sigues tu. Tratando de encontrar entre tanta ropa algo con lo que te sientas a gusto, guapa, favorecida.

El tiempo pasa, te entran los agobios, vas a perder el bus, vas a llegar tarde, suenan en tu cabeza todas las alarmas… ¡Se acabó el tiempo!

Tiras del pantalón negro del día anterior, del socorrido vaquero o del traje de chaqueta que igual te vale para una boda que para un funeral.

La consabida camisa blanca, los zapatos neutros de siempre, el bolso que combinan con todo y te tiras a la calle a la desesperada.

Aprovechas el espejo del ascensor para echarte un último vistazo, quizá el primero y es entonces cuando la moral acaba del todo a ras del suelo… ¡vaya pinta!

Te ves mayor, aburrida, rancia, pasada de moda…

Y como en el monopoli… ¡vuelta a la casilla de salida!

Te compras ropa nueva. Pruebas otros estilos. Copias el look de varias famosas a las que admiras pero nada funciona. Sigues sin  verte como te gustaría y tu armario cada vez está más lleno de ropa que no te pones… ¡Todo un sinsentido!

Decirte que esto mismo le ocurre a miles de mujeres cada día, en todas partes, no es ningún consuelo pero darte la solución estoy segura de que si.

ARMARIO CAPSULA

¿Te imaginas tener un armario con un número reducido de prendas, no más de 30/40, con las que poder armar más de 100 looks diferentes, que te permitan vestirte fácil y cómodamente cada día, y atender cualquier tipo de compromiso personal, social o profesional sintiéndote segura, a gusto y atractiva?

Ese es el fundamente del armario capsula… vestir mejor con mucho menos.

FUNDAMENTOS DEL ARMARIO CAPSULA

Lejos de lo que en principio puedas pensar, tener pocas prendas no es sinónimo de looks monótonos y aburridos, de renunciar a vestir con estilo o dejar de lado las tendencias.

Estoy segura de que si sacaras del armario todo lo que no te pones sea cual sea el motivo, te darías cuenta de que en realidad te estás vistiendo con bastante menos prendas de las que te propone un armario capsula.

¿La diferencia? Pues que al contrario de lo que te está ocurriendo ahora vestirte dejaría de ser un quebradero de cabeza diario y para convertirse en un placer.

BENEFICIOS DE TENER UN ARMARIO CAPSULA

Más orden, ahorrar dinero y tiempo, simplificarte tu vida, vestir mejor… son solo algunos de los beneficios pragmáticos y sin duda de peso, para inclinarse por un armario así.

Y siendo importantes no son, sin embargo, lo mejor si los comparas con los beneficios emocionales, al menos para mí y para cada una de las clientas que se van animando a apostar por esta propuesta.

Me explico…

El armario cápsula se fundamenta, como ya te comenté antes, en reducir al mínimo el número de prendas y complementos disponibles, que no las posibilidades.

¿Y qué ocurre cuando tienes que reducir a la mínima expresión tu ropero y quedarte únicamente con lo imprescindible?

¡Exacto…! lo primero de lo que te deshaces es de lo no te pones. Te quedas única y exclusivamente con lo que te pones.

¿Qué cuáles son esas prendas? Pues obviamente con lo que te ves favorecida y atractiva y te hacen sentir a gusto, cómoda y feliz… ¡al menos así debería ser!

Desaparecen por tanto de tu armario y de tu vida las verdaderas enemigas de tu estilo, de tu imagen y por supuesto de tu bolsillo… las prendas “no está mal”.

“No está mal” son esas prendas que desde que las ves sabes positivamente que no te vas a poner más de un par de veces, quizá no las llegues a estrenar. Prendas condenadas al destierro que si embargo acabas comprando por diversos motivos:

Frustración al no encontrar nada que realmente te convenza.

♥ Miedo al pensar en volver a casa con las manos vacías después de pasarte la tarde de tienda en tienda.

Desesperación ante un evento o cita importante y no saber qué ponerte.

En definitiva, prendas que cuando las ves, te las pruebas o las pagas no puedes dedicarles mayor elogio que un ¡no está mal!

El armario perfecto

PRENDAS QUE COMPONEN UN ARMARIO CAPSULA

Al igual que ocurre con el fondo de armario, no existe un listado único de las prendas que deben conformar un armario capsula.

Si una prenda no se adapta a tus características físicas, a tu cuerpo y a tu estilo de vida, difícilmente satisfará tus necesidades prácticas.

Si además no te hace sentir cómoda, atractiva y feliz, tampoco cubrirá las emocionales.

La personalización es por lo tanto otro de los requisitos incuestionables de tu armario capsula.

Para conseguirlo debes tener en cuenta los siguientes aspectos:

Cómo es tu cuerpo y en consecuencia qué prendas, tejidos y cortes son los idóneos para resaltar las partes más bonitas.

Cómo son tus ojos, cabello y piel porque ellos determinan tu paleta de color y por tanto realzan tu belleza.

Cómo es tu día a día. Estudias, eres ama de casa, trabajas fuera o dentro del hogar, cara al público o en un despacho, tienes un puesto de responsabilidad, llevas uniforme… lo que condiciona el tipo de prendas y colores de tu indumentaria y la cantidad que necesitas.

Cuál es tu estilo. De ello dependerá el corte de las prendas, su estampado, el tejido e incluso cómo las combinas.

 ⇒ Cómo es tu vida… estas casada, tienes hijos, a que dedicas tu tiempo de ocio. También tienes que pensar en tu vestimenta para el fin de semana.

 

Ya ves son varios los aspectos que condicionan el tipo de prendas y la cantidad de cada armario pero para ponértelo más fácil en mi próximo post te facilitaré un listado de prendas orientativo, estoy segura de que muchas las tienes ya en el armario, y las pautas para que empieces a crear te tuyo.

¿Te gusta la idea? ¿Crees que contar con un armario capsula puede ayudarte a vestir mejor?

Antes de que se me olvide…

De lunes a viernes estoy publicando en mi cuenta de instagram consejos sobre cómo Mejorar tu imagen en 21 días.

Se trata de videos cortos con mucho contenido de valor que estoy segura te serán de utilidad. No tienes más que acceder a mi canal IGTV desde aquí mismo.

Estoy deseando saber qué te parecen así que no olvides dejarme tus comentarios.

 

Pin It on Pinterest